Lenguaje corporal felino

Lenguaje corporal felino
El lenguaje corporal, es una de las partes fundamentales en el mundo animal. El lenguaje corporal nos indica muchas cosas sobre las emociones y comportamiento de nuestra mascota. Por eso, es muy importante saber interpretar cada postura o movimiento que realizan para saber que quieren decirnos.

Conocer lo que quiere mostrar tu gato con sus posturas y movimiento, te ayudará a entender mejor a tu gato y saber casi siempre qué le ocurre o que nos quiere transmitir.

RELAJADO: Muchas veces encontramos a los gatos sentados, con la cabeza en alto pasando las horas del día. Los ojos pueden estar abiertos o semicerrados y su gesto es relajado.

CONTENTO: Cuando un gato está contento, la postura corporal puede ser similar a la de cuando está relajado ya que estar contento en consecuencia lleva a estar relajado. La cola estará levantada y las orejas hacia delante. También puede maullar.

ENFADADO: Si un  gato muestra enfado, tienes que tener cuidado. Cuando un gato se está enfadando, es mejor dejarle tranquilo. Es mejor no intentar cogerle ni acariciarle para que se tranquilice porque puede interpretarlo como un ataque. Un gato enfadado se muestra totalmente diferente a otras veces: puede gruñir, sisear, escupir.  Estará rígido, manteniendo la cola rígida y recta, o enroscada alrededor y por debajo de su cuerpo. El pelo de su cuerpo puede erizarse.

MOLESTO: La postura del cuerpo del gato cuando está molesto es recta y tensa. La cola, está en movimiento similar al movimiento de la serpiente.

La cola del gato, es una de las partes del cuerpo que mas información puede darnos. Depende en que posición se encuentre la cola, el mensaje a transmitir puede ser totalmente diferente. 


POSICIÓN COLA:

Hacia arriba, en ángulo de 90º con el cuerpo, “me alegro de verte”
Posición media, entre las piernas y ondulado en el aire, “interesado”
Hacia arriba pero con la punta ondulada en el aire, “amistoso”
Lo lleva hacia arriba y parece que tiene un tic nervioso, “estoy loco por ti”
El meneo variado de un lado al otro del cuerpo puede tener dos interpretaciones, “estoy mimoso”
Hacia abajo y erizado, “tengo miedo”
Hacia arriba y erizado como un plumero, estoy muy enfadado.
Si pega pequeños latigazos hacia los lados, “estoy enfadado”
Hacia arriba pero con la punta ondulada en el aire, “amistoso”

Deja una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No publicado)
   Sitio web: (URL del sitio conhttp://)
* Comentario:
Escriba el código